sesmasesma ayuntamiento
noticias

Sesma enriquece una red local formada por pequeños museos
Sesma enriquece una red local formada por pequeños museos
La oferta de pequeños museos ligados a la promoción de productos de la merindad -un tejido del que forman parte el centro de interpretación de la trufa de Metauten, el del aceite de Arróniz instalado en las dependencias de la empresa Ekolo y, en breve, el del escultor Lenaerts en Guesálaz- se enriquece ahora con un nuevo espacio en Sesma. La casa donde nació en 1879 el misionero jesuita Tomás Esteban, fallecido en 1933 en China tras dos años de cautiverio, abre sus puertas como un museo etnográfico ligado a la vez a la manufactura del esparto que abanderó hasta mediados del siglo pasado la economía local.

Aunque inaugurada hace unos meses, cerró de nuevo tras esa breve apertura. Hasta el domingo, cuando el Ayuntamiento aprovechó su feria anual para mostrar el resultado de un proyecto fruto de una inversión de unos 180.000 euros. Deshabitado desde los años treinta del siglo XX, no ha sido necesario demoler el inmueble porque su estructura se encontraba en buen estado y el proyecto apostó por su consolidación. En pleno centro del pueblo, frente a la iglesia, acceder al edificio y recorrer sus plantas -desde la bodega de sus sótanos hasta la baja y los tres pisos con estancias- acercan a generaciones pasadas.

Interés y visitantes continuos

Con sus puertas abiertas el domingo, la casa despertó el interés de cientos de personas que se acercaron a conocerla. La concejal de Cultura, Mari Carmen Soto Zábal, explicaba que no tendrá por el momento un calendario de aperturas concreto, sino que se funcionará cuando haya peticiones para visitarla, bien de grupos del pueblo o de otras localidades. "Todavía no está metida en ningún itinerario turístico, pero nuestra idea es que sí forme parte en el futuro de una ruta que puede incluir otros puntos de interés del pueblo como el humedal o la iglesia", comentaba la edil.

El objetivo de hacer del inmueble un espejo de las casas de la localidad en el siglo XIX ha guiado todo el proceso de rehabilitación. Desde los suelos a las vigas de madera tratada de los techos hasta el mobiliario y cada pequeño detalle recuerdan a los vecinos de Sesma cómo compraban sus antepasados -la planta a pie de calle recrea la tienda de ultramarinos que existió en ese mismo lugar- de qué forma decoraban sus estancias y, a través de las fotografías que se distribuyen en la antigua vivienda, cuáles eran sus costumbres. "Hemos intentado recuperar todos los objetos del pasado que hemos podido, que no estuvieran tirados y se perdieran", subraya la concejal. A lo aportado desde el propio consistorio, que rescató también el proyector cinematográfico del viejo cine local, se ha sumado material entregado por los vecinos y expuesto en las distintas habitaciones. 

El mostrador del pequeño negocio que recibe al visitante muestra unmolinillo de café, sacos de legumbres, báscula y lo necesario para atender al cliente que compraba allí. La misma planta baja dedica un espacio a las labores de costura y otro a una cocina en la que no faltan la tabla de lavar la ropa, la tetera al fuego, las cazuelas de barro y la alacena con la vajilla. 

La vida del misionero

A partir de aquí, la escalera asciende piso a piso para mostrar otros escenarios de ese pasado que el centro etnográfico quiere aproximar de nuevo. En cada dependencia, detalles curiosos como la foto de los hombres ilustres del pueblo -el doctor, el farmacéutico y el practicante entre ellos- que preside la habitación dedicada a temas médicos. Los visitantes se detienen en ella ante la máquina de escribir, el microscopio y otro instrumental sanitario.

Del recorrido por la casa se sale con una visión de lo que fueron los antiguos dormitorios, el salón con el piano y la vida del sacerdote jesuita cuyo nombre lleva. De Tomás Esteban quedan en su vivienda natal fotos con imágenes de sus padres y hermanos junto a prendas de su ajuar infantil, como la mantilla de lana en la que se le arropaba de niño, o el juego de ajedrez que hizo con el palo de una escoba. También su última carta desde la prisión en la que fallecería después. Cada uno de los enseres y artículos que se han guardado en ella tienen una catalogación detrás que responde al trabajo del grupo local de patrimonio histórico.

M.P.AMO.SESMA


EN LAS REDES SOCIALES
vimeoflickrtwitterfacebookyoutube
AYUNTAMIENTO DE SESMA   PLAZA DIPUTACIÓN, 6   31.293 SESMA (NAVARRA)   TEL.: +34 948 69 84 66   FAX: +34 948 69 84 54   ADMINISTRACION@AYTOSESMA.ES
© ALL RIGHTS RESERVED  ·  AVISO LEGAL  ·  PARTICIPACIÓN EN REDES SOCIALES   ·  PROTECCIÓN DE DATOS

Página optimizada para Internet Explorer 7+, Firefox, Opera y Safari. Resolución mínima de 1280 x 800 px. Diseño web: Farrachucho